La ruptura

El amor que se fue nunca es el verdadero amor, ese siempre es el que está por llegar. Y si un amor se rompe hay que estar a la altura, no perder los nervios ni perder la dignidad. Aceptar la pérdida, sobrevivir al tiempo de duelo y tener muy claro que siempre es posible volver a enamorarse.

Y es que la ciencia del amor está aún por escribirse y pocos son los que realmente saben cómo funciona nuestro cuerpo, corazón y mente, durante ese tiempo que vivimos enamorados. Es un estado de ensoñación en el que los ciclos naturales del organismo se ven fuertemente alterados sin que hayamos contraído enfermedad alguna. Se acelera el pulso, desaparecen las ganas de comer, la imaginación se sobresalta y nuestra mente se nubla.

El tiempo de amor es como un sueño, una parálisis momentánea de todo lo malo en la que sólo las cosas hermosas parecen teñir el futuro, para vivir siempre en ese estado de gracia que nos hace levitar varios centímetros sobre el suelo. Algunos tienen suerte y son correspondidos y su estado de enamoramiento puede prolongarse por varios años o para toda la vida.

Pero en ocasiones el amor se apaga y todo lo que estábamos sintiendo, por algún motivo, desaparece. Todo cambia para la persona que deja de amar, sin embargo, es muy doloroso para la otra persona, que no es capaz de entender por qué dejo de ser amada y tiene que empezar desde cero a olvidar un amor que, hasta entonces, le había correspondido en todo. Tiene que asimilar la pérdida de un ser querido y, como empezamos a escribir en este artículo, deberá aprender a estar a la altura de las circunstancias y no perder la dignidad, porque tarde o temprano, el amor volverá.

Un nuevo amor

Lo decimos y lo volvemos a repetir, el amor vuelve, el mismo o más intenso que el anterior, en la cara y en el cuerpo de una nueva persona, de alguien que te ofrece lo que buscas y puedes volver a ilusionarte en el deseo de caminar de nuevo por la vida en buena y amorosa compañía.

Entonces, sabes los errores que no se han de volver a cometer, conoces lo que ha de hacerse en cada situación, porque has acumulado experiencias y no permites que abusen de ti o sabes que no debes faltar el respeto a la pareja. Sabes mantenerte en tu sitio y proporcionar la libertad a la relación para que sea agradable y duradera. Ya sabes cómo tratar y lidiar con las situaciones difíciles, eres más inteligente en el campo del amor y tomas nota de las cosas que a tu pareja le agradan, para ofrecérselas cuando menos se lo espera.

Sabes estar atento y cuidas la relación, como si de un tesoro se tratara. Te muestras detallista y le dejas mensajes de buenos días en el móvil. Cada mañana al despertar, esa persona a la que amas, puede encontrar frases de buenos días repartidas en post it por toda la casa o enviadas al Whatsapp para que sepa que le deseas lo mejor cada día. Es una manera estupenda de despertar y, la pareja en el amor, sabrá apreciar las frases para darle los buenos días a tu amor, tan diferentes, divertidas y curiosas, que hacen que las mañanas sean más simpáticas y cariñosas.

El compromiso final

Y así, con el día a día y los detalles hermosos, te vas dejando querer y vas aumentando el amor con el paso del tiempo, afianzándolo y convirtiéndolo en una realidad manifiesta que algún día se ha de transformar en un evento nupcial. Y lo que, hasta ese momento, se guardaba en la intimidad como un maravilloso secreto, se lanzará al mundo para que todos sepan que el amor verdadero lo tienes en casa.

Y acordaréis la fecha de la boda, entre suspiros y miradas, el día que ofrezcas o te ofrezcan una alianza de compromiso. Y ese día será el preludio de un evento que ha de dar rúbrica a vuestro amor para hacerlo eterno. Y como pareja que os conocéis hasta el mínimo detalle, organizaréis juntos una magnífica boda, incluyendo la elección de las sortijas de compromiso, que como bien sabes, tienen diferentes significados según las piedras que se escojan. De este modo, si se escoge un diamante, significará pureza en la relación, voluntad, triunfo y rectitud en el matrimonio. Si por el contrario eliges para el anillo de compromiso una esmeralda, significará el deseo de tener abundancia en el amor, equilibrio en la relación y paciencia personal.

Todos los detalles para la boda son importantes:

  • El día. Elegir una fecha especial que signifique algo para los dos reafirmará ese día como algo exclusivo que sólo pertenece a la pareja.
  • El lugar. Cada vez se dan más casos de bodas que eligen para casarse un sitio específico fuera de su ciudad, bien por su belleza o bien por ser un sitio de una relevancia especial para ambos.
  • Las tarjetas de invitación, el diseño y presentación de estas tarjetas son una pequeña demostración del tipo de personas que van a contraer matrimonio y un avance de lo que van a encontrar en el día de la boda, por lo que hay que ser muy minucioso y creativo, pues la ocasión bien lo merece.
  • Los regalos para los invitados, incluso estos pequeños detalles pueden marcar la diferencia entre una boda espectacular y una boda íntima entre amigos.
  • La decoración para el evento, hay que vestir el lugar de celebración con objetos que acompañen y den belleza al jardín o terraza en cuestión. Las letras para bodas son elementos que están marcando las tendencias de estos festejos como algo imprescindible para la decoración. Letras gigantes de corcho, que nombren deseos para la pareja o sus propios nombres, siempre quedan espectacular donde se coloquen. Las letras gigantes para bodas son el detalle que ya no puede faltar en ninguna celebración de este tipo.
  • El menú, la elección de los platos o del restaurante, o de la empresa de catering que servirá la mesa, te puede llevar varios días. Hay que tomárselo con calma pero ser exigentes, esto es valor muy a tener en cuenta en todas las bodas; la calidad de los platos y la calidad del servicio.